¿Ser empleado o emprendedor? El dilema de todo profesional.

Smiley face


Como se mencionó en la entrada anterior, hay algunas diferencias entre el emprender y trabajar para una compañía. Las diferencias más notorias son las prestaciones que se pueden tener colaborando para una empresa, ya que brindan cierta seguridad a las personas que las poseen. Ya hablamos de lo que pasará con las pensiones, así que tocaremos ahora el tema de las prestaciones.

Como principales diferencias del emprendedor VS el empleado se encuentran:

Seguridad Social.
El empleado, al encontrarse en una empresa, puede atenderse en el IMSS o en el ISSSTE, dependiendo si es trabajador, o no, de gobierno. La realidad es que no todas las personas utilizan estos servicios, sobretodo aquellos en niveles medio-alto de la compañía, por lo cual algunas de ellas ofrecen a sus empleados un Seguro de Gastos Médicos Mayores, brindándoles una mayor tranquilidad y cobertura en caso de accidente.

Como emprendedor, al ser un trabajador independiente, no se cuenta con el respaldo de la Seguridad Social, por lo que forzosamente se debe de cubrir esta necesidad de forma privada. Hay formas en las que cada profesional que emprende su negocio, pueda acudir al IMSS y pagar una cuota para que le brinden el servicio, sólo se tiene que considerar si realmente se utilizará, porque si no, no vale la pena gastar en esas cuotas.

Independientemente de si se cuenta con IMSS, ISSSTE o Seguro de Gastos Médicos Mayores, es imprescindible informarse sobre cómo funciona cada uno de ellos, y si la suma asegurada que les brinda esta protección será suficiente, ya que muchas veces se desconoce la cantidad o condiciones que cubren a la persona, por lo que, en caso de un accidente, podría traducirse en el pago de una cuota extra.

Es por lo anterior que se puede contratar un seguro complementario al que ya se tiene, con el fin de incrementar la suma asegurada que les brinda la empresa y esto, al informarse adecuadamente, puede conseguirse a un costo bajísimo, más barato que un seguro de auto, y con muchos más beneficios.

Si tienes alguna duda sobre este tema y te interesa tener más información, mándame un correo con tus preguntas, y con gusto te apoyaré.

Al ser empleado, si se tiene un accidente o una enfermedad que le imposibilite ir a la compañía, el profesional está cubierto por incapacidad, por lo tanto, al reportar lo que ha sucedido, el IMSS sin inconvenientes depositará puntualmente su quincena.

El emprendedor no cuenta con una prestación que asegure sus cuotas, por lo que es importante valorar si con una institución privada puede obtenerse esta protección, revisando a detalle el costo-beneficio.

Todo pareciera que el empleado tiene muchas ventajas sobre el emprendedor, sin embargo no siempre, y no en todo, es así. Ambos tienen que estar muy bien informados y preparados para lo que les depare el futuro. La intención no es determinar quién tomó la mejor decisión, o quién es mejor, sino conocer los temas que le atañen a cada uno.

En la siguiente entrada de nuestro blog, hablaremos sobre cómo funciona un seguro de gastos médicos mayores, por qué es importante tenerlo y cómo es que al final del día puede llegar a salvar tu patrimonio.

¿Te ha parecido útil esta publicación? ¿De qué otros temas te gustaría que tratemos?

Recuerda que en Findie te ayudamos a alcanzar tus metas financieras, ¡acércate a nosotros y te daremos una asesoría personal gratuita!

Escríbenos a: contacto@findie.com.mx